Maduro libera primer grupo de presos políticos en un intento por aliviar la presión internacional

El gobernante Nicolás Maduro liberó el viernes a un primer grupo de 39 presos políticos, una medida que según analistas busca calmar la enorme presión intencional que recae sobre su régimen.

La maniobra, que incluye la liberación del ex alcalde Daniel Ceballos, también busca empujar a la oposición venezolana hacia un nuevo proceso de diálogo a fin de obstaculizar la aplicación de nuevas sanciones internacionales, agregaron los expertos consultados.

“Es una situación muy perversa […] Están aprovechándose de la tragedia humana en una operación de chantaje”, dijo desde Nueva York el ex embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas, Diego Arria.

“Es una muestra de la desesperación que tiene este régimen, cada vez más cercado por la opinión pública internacional”, y la decisión anunciada el viernes, así como la liberación de hace unos días del estadounidense Joshua Holt, son pasos tomados bajo la esperanza de que “de alguna manera le pudieran ayudar con la situación con el presidente Donald Trump”, dijo Arria.

La iniciativa busca calmar las aguas y brindarle a Maduro más tiempo y espacio para maniobrar, agregó desde Washington Antonio De La Cruz, director de la firma de asesores Interamerican Trends.

“Están comprando tiempo, espacio y oxígeno”, señaló De La Cruz. “Esto busca contener la presión internacional y enviar la señal de que están dispuestos nuevamente a impulsar un gran diálogo nacional para solucionar la crisis política del país”.

Donald Trump ha adoptado una política mucho más dura hacia el régimen que la que fue mantenida por el gobierno anterior, aplicando sanciones más extensas y duras contra el régimen bolivariano.

Pero esos pasos también están siendo imitados por gran parte de la comunidad internacional, que acusa a Maduro de desmantelar lo que alguna vez fue una de las democracias más estables de América Latina.

Al realizar los anuncios, el régimen describió las liberaciones como el inicio de una nueva etapa de entendimiento para recuperar la paz en el país petrolero.

“Podemos pensar distinto, sé que es así. Podemos creer diferente, sé que es así. Pero podemos entendernos por vías distintas a la violencia”, declaró la presidenta de la controversial Asamblea Constituyente, Delcy Rodríguez, al dejar la puerta abierta a la posibilidad de más liberaciones.

“Ustedes están siendo beneficiarios de estas medidas, un primer grupo. En las próximas horas el país va a conocer los grupos siguientes que son sujetos de esta medida”, anunció.

Ceballos, detenido desde hace cuatro años bajo acusación de promover protestas en la ciudad occidental de San Cristóbal, fue liberado bajo un esquema de libertad condicional y debe presentarse ante un tribunal cada 30 días.

Venezuela Prisoner Releases (2).JPG
Prisioneros prolíticos liberados el 1 de junio del 2018 por el régimen de Nicolás Maduro saludan a los amigos y familiares que los esperaban a la salida del Helicoide, en Caracas.
Ariana Cubillos AP

Otro de los liberados es el general retirado Ángel Vivas, detenido en la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) desde el año pasado. Al pasar frente a la prensa, Vivas dijo “¡Abajo la tiranía, viva la libertad!”.

Pese a ser liberado, Ceballos tiene prohibido salir del país y realizar declaraciones a través de los medios y las redes sociales.

Esas restricciones significan que Ceballos en realidad no fue liberado, dijo Alfredo Romero, director de la ONG Foro Penal.

“Libertad es libertad y libertad con restricciones no es libertad”, manifestó Romero a la prensa local poco después del anuncio, al explicar que lo que el régimen está haciendo es solo brindar beneficios temporales a los presos políticos, quienes ahora llevan “una soga al cuello” y que pueden volver a ser encarcelados.

“Al día de hoy existen presos políticos que han sido encarcelados más de dos veces”, dijo Romero, antes de advertir sobre el efecto de la puerta giratoria producida por el régimen cuando simultáneamente arresta y libera presos políticos.

Venezuela Prisoner Releases (3).JPG
Familiares de los presos liberados por el régimen de Maduro lloraban esperando a sus seres queridos.
Ariana Cubillos AP

Más de una veintena de personas han sido arrestadas en las últimas semanas, la mayoría militares.

Desde Miami, Patricia Andrade, presidenta de la ONG Venezuela Awareness, coincidió.

“No podemos hablar de libertad plena porque son medidas que los mantienen en control de los tribunales y con prohibición de salida del país”, manifestó Andrade al enfatizar que los detenidos no habían cometido ningún tipo de delito. “¡Son inocentes! Se les encarceló por pensar diferente, se criminalizó el derecho constitucional de protestar”.

Para Andrade, se trata de un intento del régimen de limpiar su imagen tras “la gran farsa electoral” del 20 de mayo, proceso que terminó siendo condenado por la comunidad internacional.

También es un paso preliminar para tratar de lanzar una nueva farsa de diálogo cuya verdadera intención es frenar nuevas sanciones internacionales, agregó De La Cruz.

Emprender un nuevo proceso de diálogo con elementos de la oposición le daría a Maduro aún más oxigeno, porque introduciría un nuevo elemento para desmotivar la aplicación de nuevas sanciones, dijo De La Cruz.

Si lo que pasaría a ser la “oposición oficial” de Venezuela dice que está sentada en una mesa de negociaciones con el régimen para buscar una solución pacífica a la crisis, eso serviría como un elemento de desestímulo a la aplicación de nuevas sanciones, o al menos, ese es el cálculo del régimen, agregó De La Cruz.

Pero habría que ver quienes de la oposición se atreverían realmente a sentarse en esa mesa para contribuir con lo que sería una nueva farsa del régimen, dijeron los expertos al resaltar que la estrategia ha sido utilizada en múltiples ocasiones por el régimen como cortina de humo para desactivar la presión y el descontento social.

Quienes se sienten en esa mesa simplemente no son de la oposición, resaltaron.

Fuente: http://www.elnuevoherald.com/